Patatas al horno

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter

PROMEDIO 0 / 5. VOTOS: 0

CALIFICA ESTA RECETA!

patatas al horno receta patatas asadas con especias
              

Te contamos paso a paso como hacer unas patatas al horno o asadas especiadas caseras. Perfecto para servir como acompañamiento o como plato principal.

280 Kcal
Energía
14%
27 g
Grasas
21 g
Hidratos
4 g
Proteínas

Patatas al horno, una guarnición sumamente deliciosa y elegida para acompañar miles de platos. Con aceite de oliva, hierbas y especias, es una receta sumamente sencilla con la que seguro todos te aplaudirán.

Ingredientes para hacer Patatas al horno

patatas al horno ingredientes

  • 1 kg. de patatas gallegas
  • Aceite de oliva
  • Pimentón dulce de la Vera
  • Tomillo
  • Orégano
  • Hierbabuena
  • Albahaca
  • Ajo
  • Perejil

Las patatas al horno o asadas son quizás el acompañamiento más utilizado en nuestros platos de todos los días. Pues, es un ingrediente que se puede preparar de miles de formas, como fritas, hervidas, en ensaladas, puré de patatas, etc. y todas ellas quedan perfectas. Con esta receta, les daremos un toque especial agregando muchas hierbas aromáticas para lograr un sabor inigualable.

Esta receta de patatas al horno es una adaptación de las tradicionales patatas para el desayuno (o breakfast potatoes) de los países anglosajones. Son muy sabrosas y fáciles de preparar, además de ser bastante económicas.

Aunque en muchos países las patatas asadas se sirven como parte del desayuno, personalmente, prefiero emplearlas como guarnición o por qué no como plato principal. Sin lugar a dudas esta receta es muy versátil, por lo que puedes tomarla tal cual te contaremos a continuación o bien adaptarla a tu gusto.

Otras opciones para darle un toque único de sabor a estas patatas al horno puede ser zumo de limón, un chorrito de vinagre balsámico o las hierbas aromáticas que tengas en tu cocina. También puedes acompañarla de una deliciosa salsa o mayonesa casera.

patatas al horno receta paso a paso preparacion patatas asadasPreparación de unas deliciosas patatas al horno especiadas

  1. Antes de comenzar con nuestras patatas al horno o asadas es encender el horno a 180 °C con calor arriba y abajo, para que se vaya calentando.
  2. Seguidamente, prepara la fuente para horno que vayas a utilizar untándola con un chorrito de aceite de oliva.
  3. Luego, seguimos con nuestras patatas, lavándolas muy bien para eliminar todos los restos de tierra.
  4. Sin retirar su cáscara, las cortamos a lo largo, salpimentamos y espolvoreamos encima todas las hierbas aromáticas que tengamos.
  5. A continuación, colocamos las patatas en la fuente para horno que teníamos preparada con la cáscara hacia arriba. De esta manera, las especias quedarán impregnadas con el aceite de oliva.
  6. Una vez que tengamos todo listo, llevamos las patatas al horno y las cocinamos durante unos 30 o 35 minutos aproximadamente. El tiempo dependerá del tamaño que las hayas cortado.
  7. De vez en cuando, observa como la piel de las patatas se van arrugando un poquito. Cuando esto suceda, puedes pincharlas con un palillo y corroborar que estén bien cocidas.
  8. Otra manera que tenemos para saber que están listas es comprobar que la piel esté crujiente y que las patatas se desprenden sin resistencia de la placa. Sirve con alguna de tus salsas preferidas y ¡a disfrutar!

Consejos útiles

Una buena opción para acompañar estas patatas asadas es con pescado, huevos o carne. Una proteína vegetal también es una buena opción, o por qué no, utilizar otras verduras y asarlas de la misma manera.

Si quieres, puedes preparar las patatas con algo de antelación y mantenerlas calientes en el horno hasta el momento de servir. En este caso, lo mejor será cubrirlas con papel aluminio para que no se resequen.

Incluso, seguirán teniendo un muy buen sabor al día siguiente, por lo que recalentarlas no sería una mala opción. Eso sí, debes tener presente que no quedarán crujientes, pero su sabor seguirá siendo igual de fantástico.

Finalmente, puedes hacer esta receta en un microondas o en una cacerola a fuego bien bajito. Con respecto al microondas, debes tener en cuenta que tendrán un sabor muy similar, pero no quedarán crujientes. Si quieres conocer más sobre nuestras recetas, puedes suscribirte aquí.

Ir arriba