Masa de pizza con levadura

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
pizza con levadura
              

Si quieres saber cómo preparar masa de pizza con levadura estas en el lugar correcto. Te contaremos todos sus secretos para que quede perfecta.

360 Kcal
Energía
18%
10 g
Grasas
50 g
Hidratos
8 g
Proteínas

Ingredientes para hacer Masa de pizza con levadura

Para la masa de pizza con levadura

  • 1 kg. de harina de trigo 0000
  • 14 gr. de levadura fresca de cerveza (o de panadero)
  • 1 cda. de azúcar común
  • 50 ml. de agua tibia
  • 500 ml. de agua fría
  • 25 ml. de aceite de oliva extra virgen
  • 25 gr. de sal fina (1 cucharada colmada)
  • 50 gr. de harina de trigo para el amasado

Para la cubierta de la pizza

  • 200 gr. de tomate triturado
  • 1 cdita. de sal
  • 200 gr. de cebolla

La pizza con levadura es una receta que proviene de la gastronomía italiana desde hace mucho tiempo. Si bien es cierto que se trata de un plato típico de la comida italiana originalmente comenzó a prepararse en la antigua Grecia en forma de panes planos con queso fundido y decoradas con hierbas y especias.

Con el correr de los años se fue expandiendo a lo largo del mundo y se hicieron muy popular gracias a la incorporación de la pizza por los italianos. De hecho, muchos autores afirman que la pizza como la conocemos en la actualidad proviene de Nápoles.

En otras ediciones te hemos contado como prepararlas con harina leudante o con harina integral. Sea como sea, no cabe la menor duda de que la parte más divertida de esta receta es la que vamos a contarte hoy: la masa de pizza con levadura.

Una de las grandes ventajas de las pizzas es que puedes añadir los ingredientes que prefieras, incluso mezclar dulces y salados. Lo único que nunca puede faltar es un buen queso fundido por encima para degustarla.

Preparación de la masa de pizza con levadura

Preparación de la masa

  1. Lo primero que debemos preparar es disolver la levadura. Para ello, colócala en un recipiente junto con 50 gr. de harina y el azúcar.
  2. Ve agregando el agua tibia de a poco mientras mezclas con ayuda de un tenedor para que se disuelva perfectamente.
  3. Una vez que se haya disuelto bien todos los ingredientes, cubre con papel film y deja que comience a fermentarse por unos 10 minutos.
  4. Luego, coloca el resto de la harina sobre una mesa de trabajo limpia y seca.
  5. Forma un hueco en el centro. Allí será donde colocaremos los ingredientes húmedos.
  6. Añade la sal por fuera de la corona de harina. Esto evitará que entre en contacto directo con la levadura.
  7. Seguidamente, incorpora el aceite y la levadura ya disuelta en el centro de la corona de harina.
  8. Comienza a incorporar todos los ingredientes desde el centro y añade el resto de agua fría a medida que sea necesario.
  9. Cuando hayas terminado de incorporar todos los ingredientes amasa por al menos 10 minutos. Esto ayudará a que quede mucho más elástica, fácil de manejar y esponjosa.

Preparación de la cubierta

  1. Para preparar la cubierta o la salsa para la masa de pizza con levadura prepara los ingredientes antes de cocinar.
  2. Comienza lavando y pelando las cebollas. Luego pícalas bien chiquitas en brunoise.
  3. Ahora debes poner una sartén a fuego medio junto con una cucharada de aceite de oliva.
  4. Cuando la sartén esté caliente, baja el fuego al mínimo y añade las cebollas picadas. Cocina a baja temperatura por 10 minutos o hasta que queden bien ponchadas.
  5. Luego, incorpora el tomate triturado y la sal. Cocina por diez minutos más a fuego bajo mezclando todo de vez en cuando para que no se queme. Apaga la estufa y reserva.

Montaje y horneado final

  1. Lo primero que debes hacer antes de comenzar con el último amasado es encender el horno a 180º C. para que se vaya calentando.
  2. También debes tener lista la asadera, la fuente o molde en donde vas a cocinarla. Si quieres que quede crujiente añade un chorrito de aceite de oliva por toda la superficie.
  3. Ahora si comienza a amasar los bollos de masa de pizza con levadura por cinco minutos más como mínimo.
  4. Estira la masa con ayuda de un rodillo o bien con tus dedos hasta que tenga el tamaño de la asadera o molde.
  5. A continuación, lleva la masa de pizza con levadura al horno y cocina a fuego medio por 15 minutos.
  6. Retira del horno, añade la cubierta de salsa y cocina por 5 minutos más.
  7. Ya estará lista para añadir el resto de los ingredientes encima.
  8. Si vas a guardarla para utilizar después espera a que se enfríe la masa a temperatura ambiente y luego guárdalas envueltas en papel film. Pueden conservarse en la nevera por una semana o en el freezeer hasta 6 meses.

Consejos útiles

Puedes reemplazar la levadura de cerveza fresca por 5 gramos de levadura de panadero en grano liofilizada. La misma se consigue en cualquier tienda o supermercado. En ambos casos debes hidratarla y disolverla antes con un poco de harina, azúcar y agua tibia.

Ten en cuenta que el agua para disolver la levadura no debe estar caliente. La temperatura exacta es entre los 35º C. y 36º C. Puedes probar introduciendo termómetro de cocina.

Cuando agregues la sal a la masa de pizza debes hacerlo por fuera de la corona para que no entre en contacto directo con la levadura. De lo contrario, perderá elasticidad y no se leudará correctamente.

Ve agregando el agua de a poco a medida que sea necesario. La textura de la masa para pizza con levadura correcta es lisa y no debe pegarse en las manos. Procura respetar las cantidades de todos los ingredientes.

Para conseguir que sea más elástica y esponjosa es importante que te tomes unos diez minutos como mínimo para amasarla. Lo mejor es estírala como si fuese un churro y retorcerla en espiral Al final junta todo y repite el proceso unas cinco o seis veces.

Otro secreto para que la masa de pizza con levadura quede perfecta es dejarla en un lugar cálido para que se leude por al menos 45 minutos y como máximo 60. Para saber si ya está lista presiona cada uno de los bollos con un dedo. Si vuelve a su lugar original estará lista.

Finalmente, otro truco para que la textura de la masa de pizza con levadura quede perfecta es espolvorear un poco de harina por encima de los bollos y cubrirla con un trapo de algodón o papel film mientras se leuda.

Si quieres conocer más sobre nuestras recetas, puedes suscribirte aquí.

Ir arriba